Enoturismo, más barato que tomarse una copa

Enoturismo, más barato que tomarse una copa
El precio medio de visitar una bodega en España es algo menos de siete euros, menos de lo que cuesta una copa en una discoteca. Eso es lo que apunta un estudio realizado por la web www.turismodevino.com en el que se han comparado las diferencias de precio para visitar bodegas en distintos puntos de nuestra geografía.

El análisis pone de manifiesto importantes diferencias entre Comunidades Autónomas. Rioja y Castilla y León no son, contrariamente a lo que se pudiera pensar, las regiones más caras para visitar bodegas, con precios medios de 6,37 y 6,61 euros, respectivamente. En el mismo nivel de precios se encuentra Navarra, una región que ha apostado decididamente en los últimos tiempos por el enoturismo. Más barato aún es ser enoturista en Murcia o Aragón, donde es posible disfrutar de visitas a bodegas por cinco euros.

En Andalucía, por su parte, se constata una gran diferencia interna de precios, que oscilan entre menos de cinco euros en Montilla más de 16 euros en Ronda, pasando por la tarifa de algo más de 8 euros que cuesta de media visitar una bodega en Jerez. Algo semejante sucede en Cataluña, donde hay una brecha importante entre los precios medios y los que se pueden pedir en las bodegas del Priorat, hasta 20 euros. El doble de la media de lo que cuesta una visita a una bodega en Castilla-La Mancha, donde los precios medios se aproximan a los 10 euros, igual que en canarias o en la ruta del vino de Castellon.

“Los precios que encontramos son muy razonables por lo general”, asegura Luis Lechuga Núñez, socio de www.turismodevino.com, quien hace hincapié en que durante una visita a una bodega habrá una persona durante una hora explicando cómo se cuida el viñedo y se elabora el vino. “Se sirve vino en perfecto estado y el precio de la visita es, en casi todos los caso, más bajo que tomarse una copa en una discoteca”, insiste el responsable del portal. Los precios reseñados corresponden a visitas que podríamos catalogar como básicas. En la medida en la que las bodegas van desarrollando una oferta enfocada al turista el precio se eleva y las visitas incorporan valor añadido, como catas con vinos de mayor calidad o tapas.

Un turismo en auge
El volumen de visitantes que reciben las bodegas, aunque ha despegado en los últimos años, todavía se mantiene en un nivel limitado, alrededor de 250.000 personas al año, frente a los más de 57 millones de turistas que España recibe. Esto sin contar con el turismo de los propios españoles. El portal de enoturismo no duda en afirmar que el potencial de crecimiento es enorme, sobre todo considerando que cuando se atiende a las motivaciones de los turistas muchos de ellos declaran su interés por visitar una bodega o realizar una cata de vinos.

VINO DE AUTOR CASTELLON,VINOS DE AUTOR,MAGNANIMUS,MAGNANIMVS,AUTOR WINE,AUTOR WINES,CASTELLON,VALENCIA,SPAIN,VINO DE CASTELLON,ENOTURISMO CASTELLON,VITICULTURA CASTELLON.

2 Responses to Enoturismo, más barato que tomarse una copa

  1. Sorprende la frescura y la elegancia de tu nueva página web. Es comparable a la ilusión y pasión que pones en todos los temas de vitivinicultura. Mis más sinceras y cordiales felicidades. Saludos. Ismael

    • Muchas gracias Ismael, tu comentario nos llena de satisfacción y entusiasmo.
      Te agradezco el detalle.
      Saludos cordiales.
      Gabriel Mayo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Uso de cookies

La WEB MAGNANIMVS utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies